domingo, 31 de mayo de 2020

NO VIENEN POR PETROLEO, ORO, DIAMANTE Y TIERRAS FERTILES. VIENEN POR AGUA DULCE. POR TU VID



Javier Del Valle Monagas Maita
Ex boina verde estadounidense lideró intento de invasión contra ...
Pescadores de Chuao capturan a 8 mercenarios (+fotos) – NotivargasAsí fue la entrada de Guaidó a Colombia - Las2orillas

           El título, no es por  capricho o por simple alarma.  Es la conclusión de una meditación que tuvo como motivadora los recientes hechos en mi patria y otras naciones del mundo.
           Cuando joven, observaba como algunos se burlaban de otros solo por lo q comían. Así exclamaciones estúpidas, pero con  intenciones ofensivas, decían “que vas a decir tú, solo eres un comedor de caraota y arroz”.  Y decía para mi adentro ¿Qué hay de malo en comer caraota y arroz? De tal forma, ser campesino, el que produce comida. Era y es motivo de burla y humillación.
            Hoy, cuando la comida es motivo y arma para hacer guerra contra el pueblo venezolano veo el panorama más claro: Siempre trataron de hacer de la comida algo sin valor para poder menospreciar a quienes la producen y poder así robarle su verdadero valor. Que lo adquiere de nuevo, cuando está en estantes de grandes redes de mercado o transformada en bagazos en formas de harinas, compuestos o líquidos, sin ningún valor nutritivo. Pero con el agregado comercial mediático y engañador.   
          Ayer, mientras me tomaba un vaso de agua en medio de esta sequia inusual, pude llegar a la conclusión.  Ni la Pandemia, ni la sequía, ni las hambrunas son casuales.  No. Son consecuencias de tácticas de guerras que persiguen el fin de hacer q gobiernos al servicio del crimen organizado Sion-capitalista, los privaticen, se los arrebaten a las naciones y por ende, a los pueblos. Quitarles la etiqueta de derechos humanos –DDHH- fundamentales y ponerles la de mercancía para quien las pueda pagar.
          A esos humanoides, lo que denominan riquezas ya no les basta. ¿Para qué? Ya son dueños de grandes monopolios económicos petroleros, farmacéuticos, fabricantes de armas y muerte, ETC.  Ellos son dueños de países y de sus gobiernos, sin importar quién sea el presidente. Son dueños de una entelequia de estado denominada Israel, que no es más que la consolidación del poder del crimen organizado mundial q se escuda detrás del judaísmo (Y q en verdad conspira contra los verdaderos judíos).   Ellos imponen normas, violan leyes nacionales, e internacionales, no reconocen ni respetan organizaciones internacionales.  Ellos crearon las suyas (OTAN. OEA. ONU,) crearon ejércitos particulares, sin necesidad de leyes q los controlen (ISIS, ALQAEDA, TALIBANES, AUC, ETC.)
          En Venezuela, se experimente una condensación de todas las formas de guerras q antes se aplicaron a otras naciones rebeldes en el planeta. Amen, que se pretende castigar la osadía de impedir el ALCA, humillar al poder de George Bush (hijo) y su arrogante secretaria negra de Estado.
          Ellos ya hablan de eliminar el exceso de vida en el planeta, de un gobierno mundial, de un  nuevo orden. Después del agua, vendrán por el oxígeno. Por eso están en la amazonia completa, por la destrucción de sus habitantes, tal como hicieron en el pasado en Norteamérica y la ABYA YALA sur.
          Esto q aquí digo, no es una locura ni una fantasía. Es la realidad q palpita ya en las mentes de esos demonios sin conciencia ni alma, llámense bilderberg, muevo orden mundial, gobierno global, etc.
¡VENCEREMOS!
*Abogado con Patria                                                        
Javierdelvallemonagas@gmail.com                                                                                                             
Por favor ayude a difundir este blog  para enfrentar a la matriz des-informadora de la derecha. Dale me gusta al blog
Twitter: @javiermonagasm
Facebook: javiermonagasm


1 comentario:

  1. El planeta, la vida y la humanidad, necesitan del aporte de todos nosotros para rescatarlos y salvarlos de las garras del capitalismo sionista explotador e inmisericorde. Es ahora o nunca.

    ResponderEliminar